La semana en los mercados

Casi cada día en esta jaula de grillos de la €zona se realizan declaraciones de unos y otros a las que la experiencia nos ha enseñado a no hacer demasiado caso. La semana pasada los medios resaltaban que Rehn, comisario europeo de Asuntos Económicos, le había dicho a España que, a pesar de no creerse sus previsiones, no hacía falta que hiciera nuevos ajustes pensando en 2012 y 2013. Parecía entonces un buen momento para que Rajoy solicitara el rescate que los mercados, deseosos de ver a BCE comprando deuda española, le pedían ya que si se puede conseguir sin más recortes… Pero claro, se lee bien lo que dijo Rehn y resulta que en realidad afirmó que “no recomendaría nuevos ajustes”. Y ese es el drama de la €zonanadie se moja realmente. Y de hecho el viernes pasado Weidmann, presidente del Bundesbank, volvió a mostrar oposición al programa de compras de BCE y hay quien piensa que su opinión pesa más que la del propio Draghi.

Uno de los aspectos en los que sí parece haber cierta coincidencia dentro de la €zona es en la postura sobre Grecia. He de reconocer que si bien acerté que Grecia haría default parece claro que fracasé en mi predicción y no abandonará la €zona este año –lo que ha servido de excusa para un buen rebote del € esta semana- y es que no hay ninguna voluntad €zonera en que lo haga por mucho que se escenifiquen desacuerdos. El propio Weidmann –que ahora no se corta en decir que la deuda griega no es sostenible, ¡bienvenido al club!- y otros políticos parecen decididos a hacer una quita a la deuda griega -¿quizás a través de la cartera de bonos de BCE?- porque entienden que el coste económico es menor que el contagio que se puede producir hacia las finanzas de Italia y España -los verdaderos riesgos sistémicos– mientras estén ambas en zona peligrosa. De este modo, mientras no sea el propio pueblo griego –a pesar de que las elecciones fueron hace poco tiempo la coalición de gobierno no es muy firme y ha habido ya varias dimisiones tras el último programa de ajustes- el que diga basta, da la impresión que la €zona hará todo lo posible por mantenerse unida a toda costa… de momento.

Claro que ya no es sólo la €zona, incluso la UE está en peligro porque la batalla por los Presupuestos  de la UE es más importante de lo que parece porque de nuevo entramos en la lucha entre los que más ponen y los que más reciben, dándose el caso de que España, justo cuando peor está, ha dejado de estar en éste grupo debido a las últimas incorporaciones de países más pobres que el nuestro. Recordemos cómo se financia la UE: una tercera parte viene de la suma de los derechos de importación sobre productos procedentes de países no miembros –aranceles- más un porcentaje del IVA cobrado por cada miembro y las 2 terceras partes restantes proceden del 0.73% de la renta nacional bruta de cada Estado miembro… aunque luego puede pasar como le ocurre a Francia, por su PIB aporta mucho pero del presupuesto agrícola –casi la mitad de los gastos de la Unión- también recibe mucho con lo que se reduce bastante el neto. Casi cada país tiene sus particularidades en el reparto –por ejemplo, aportar por riqueza total pero recibir por la mala situación de una región concreta- por lo que el proceso de negociación y el baile de cifras no es nada fácil. Los últimos datos vigentes los podéis consultar en este LINK

El gran problema es que con las crisis la solidaridad se reduce y los nacionalismos crecen y Reino Unido, uno de los que más aportan junto a Alemania, puede no encontrarle sentido económico a seguir, máxime cuando gran parte de los británicos estarían a favor de la salida. No es sólo un tema de fondos, la UE ha comprendido lo que muchos llevamos diciendo años: o Europa se une más y reduce el poder de las naciones por separado o se desintegrará y los ingleses no parecen dispuestos a ceder ninguna soberanía a Europa como se está viendo en su oposición a crear un supervisor bancario único. Por cierto, a raíz de un artículo de The Economist criticando los números de Francia –curiosamente unos días antes de que Moody´s rebajara su ráting- el Banco de Francia replicó “Nunca se preguntan por Reino Unido” y tiene razón pero los británicos tienen una gran ventaja sobre los demás: tienen muy bien repartida en el tiempo los vencimientos de su deuda pública –una vida media de 14 años contra los 6 de España- como podemos ver en esta imagen lo que les vacuna contra problemas de liquidez en el corto plazo:

Si añadimos al lío europeo el conflicto en Gaza y en Siria, las cercanas elecciones en Japón e Italia, el fiscal cliff USA, la bajada de beneficios empresariales, el empeoramiento global de los datos macro, los mínimos anuales de la bolsa de Shanghai etc., etc. nos encontramos con un cóctel de inestabilidades a nivel mundial importante. Sin embargo, esta semana tocaba rebote: el lunes, con las fuertes alzas bursátiles globales y con los índices USA teniendo la 4ª mayor subida del año en un porcentaje no visto en más de dos meses, aseguró con esa única sesión el signo semanal positivo si bien sigue sin haber mucha alegría en el mercado a pesar de la estacionalidad favorable. Por último, hoy es el Black Friday en los EUA, todo un simbolismo del consumismo que suele aportar muchos beneficios a las compañías… si las ventas no decepcionan, claro.

Algunos links.-

  • Estrategias 2013 para bolsas de Europa
  • Situación de la economía de Madrid – BBVA Research
  • La morosidad en España
  • Destrucción de empleo en España
  • El año de las apuestas conservadoras by Nouriel Roubini
  • ¿Qué es la velocidad de circulación del dinero?
  • “El estado nos ataca”
  • La época de la represión financiera by Sylvester Eijffinger and Edin Mujagic
  • Te va a salir caro haber acertado
  • Estrategias 2013 para España y Portugal

La entrada La semana en los mercados aparece primero en Euribor.

Euribor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.